Eres hermosa… Más de lo que recordaba.


Eres hermosa. Como hermosas son las templadas y soleadas mañanas de diciembre. Como son hermosas las nubes que adornan este cielo azul intenso y brillante. 

Eres hermosa. Hermosa como tu sonrisa oriental. Como los hoyuelos en tus mejillas. Como la tarde atemperada frente al mar.

Y yo no lo recordaba, porque estaba atento a mi ombligo, a mis bemoles, a mis lamentos.

Eres hermosa y yo mirando a otro lado, pendiente del árbol caer y no de la flor que retoña. Atento al crujir de la tabla y ajeno a la risa de los niños jugando en el parque.

Eres hermosa porque eres como eres, porque eres humana, porque yerras,  porque no te das por vencida y porque tu cruz, aunque pesada, la llevas pequeñita en un dije.

Hermosa y bella, más de lo que recordaba, pero eso es mi culpa,  porque los beneficios de la memoria me han sido vedados por la providencia o la casualidad. O porque recordarlo dolía, o tal vez, por despecho. 

Eres hermosa, más de lo que recordaba, y así todo contigo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Poemas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s